La reproducción de la procesionaria del pino

91 386 35 03
La reproducción de la procesionaria del pino

¿Sabías que cuando prolifera la procesionaria del pino en Sierra de Madrid debes acudir a profesionales capaces de erradicar su presencia, porque pueden provocar importantes daños a las personas y los animales domésticos con los que entran en contacto?

Tenlo claro: convivir con la procesionaria del pino en Sierra de Madrid es un serio riesgo para la salud. Por eso, es fundamental conocer al enemigo para poder acabar con él con garantías de éxito.

El primer dato que debes tomar en consideración es que sus pelos exteriores son urticantes y sumamente agresivos para los humanos y nuestras mascotas. No debes tocarlos en ningún caso, pero recuerda que estos pelos a veces quedan en el aire, en el árbol o en el suelo y siguen teniendo sus nocivos efectos.

Así, te conviene tener una noción más o menos clara de cómo se reproducen estos insectos y qué ciclo vital los caracteriza. El primer dato importante es que solo en su estado de orugas suponen un auténtico peligro.

Considera que, en la fase adulta, toman la forma de polillas y es posible verlas, a menudo, revoloteando por las noches de verano. Como suele ocurrir en la época estival, los flechazos son una constante: las hembras generan unas feromonas sexuales sumamente atractivas para los machos, que se ven impelidos hacia ellas y, tras copular, cada hembra puede llegar a poner unos 300 huevos de tamaño bastante pequeño. ¿Dónde los pone? En una aguja de pino, a los que quedan adheridos, motivo por el cual abundan en estos entornos.

Al cabo de un mes, de esos huevos comienzan a nacer minúsculas orugas, cuyas larvas evolucionan en 5 estadios de crecimiento separados por procesos de muda evidente, que marcan el inicio de cada etapa siguiente.

Si necesitas eliminar cualquier otra plaga, procesionarias incluidas, llámanos. En Vector 3 Control de Plagas, S. L. te resolvemos el problema.

haz clic para copiar mailmail copiado